Pruebas de ADN y técnicas de reconstrucción facial, descubren que los primeros británicos eran de piel oscura, ojos azules y cabello rizado.

19 Feb, 2018

Los huesos del esqueleto causaron sensación cuando fueron desenterrados en Cheddar Gorge, Somerset en 1903, ya que era fue elcuerpo humano más antiguo, casi completo, hallado en Gran Bretaña.

Durante más de 100 años, los científicos han tratado de revelar la historia del Cheddar Man, planteando que ese hombre prehistórico vivió hace unos 10.000 años, en Gran Bretaña, cuando estuvo casi completamente despoblada, lo que supone que su apariencia correspondía a los primeros británicos.

En 1998 la Universidad de Manchester hizo una reconstrucción de Cheddar Man, y supusieron que era blanco con cabello claro.

En Febrero de 2017, expertos del Museo de Historia Natural y del University College London, realizaron pruebas genéticas de vanguardia y técnicas de reconstrucción facial en los restos de Cheddar Man, encontrando hallazgos “extraordinarios”.

El Dr. Tom Booth, un científico del museo, dijo que había un 76 por ciento de posibilidades de que la piel del Cheddar Man fuera “oscura a negra”, sorprendiendo a los académicos e historiadores.

Los expertos también revelaron que Cheddar Man comparte el 10 por ciento de su ADN con personas que viven en el Reino Unido hoy en día.

Alfons y Adrie Kennis, holandeses, dedicados a la reconstrucción real de mamíferos y humanos primitivos, escanearon el cráneo de Cheddar Man y pasaron tres meses produciendo un modelo en 3D, hasta lograr construir un busto de un “hombre con ojos azules, piel oscura, cabello oscuro y rizado