Stephen Hawking antes de morir, advirtió que la humanidad sería víctima de una catástrofe que la llevaría a la extinción.

18 Mar, 2018

Stephen Hawking, físico teórico, astrofísico, cosmólogo y científico británico, murió el 14 de marzo de 2018, en Cambridge, Reino Unido, dejando un legado en el mundo de la ciencia, aunque nunca ganó el Premio Nobel de Física.

Hawking, con 21 años, contaba con un titulo de físico y estaba realizando su doctorado, cuando fue diagnosticado con esclerosis lateral amiotrófica (ELA), una enfermedad motoneuronal, que le haría perder la mayor parte de su control neuromuscular, hasta dejarlo casi paralizado.

Sin embargo, esa condición no limitó a Hawking en el desarrollo de sus investigaciones y aportes a la ciencia. Inclusive, se casó 2 veces, y tuvo 3 hijos, Robert, Lucy y Timothy.

Hawking trabajó en las leyes básicas que gobiernan el universo, llegando a demostrar que la “teoría general de la relatividad de Einstein” implicaba que “el espacio y el tiempo tienen un principio en el big bang y un final dentro de los agujeros negros”.

Hawking dedicó su vida a la investigación sobre el origen del universo. Decía que usaba la palabra “Dios” en un sentido metafórico. Y afirmaba: “No soy religioso en el sentido normal de la palabra. Creo que el Universo está gobernado por las leyes de la ciencia. Esas leyes pudieron haber sido creadas por Dios, pero Dios no interviene para romper las leyes”.

Dentro de sus obras, se encuentran 17 publicaciones científicas, 2 obras de ficción infantil, 15 películas, documentales y series, 4 vídeos musicales. Y sus reconocimientos fueron: 1 estatua, 3 edificios con su nombre, 12 premios, 9 medallas y 7 obras literarias.

La teoría del todo, película que se hizo sobre su vida, contó con la aprobación del cosmólogo, y el personaje de Hawking gano el premio Novel.

Una de las advertencias que Hawking hizo sobre los “peligros que amenazan a la humanidad”, es que la humanidad sería víctima de una catástrofe que la llevaría a la extinción. Donde el año pasado, en Noruega, en el festival científico y artístico Starmus, dijo: “Estamos quedándonos sin espacio y los únicos espacios a los que podemos ir son otros mundo”.

Y agregó: “Es el momento de explorar otros sistemas solares. Expandirnos puede ser lo único que nos salve de nosotros mismos. Estoy convencido de que los humanos necesitan irse de la Tierra”.